Upgrade to Pro — share decks privately, control downloads, hide ads and more …

Test

Dd7ca8b38754ee75aeabeccbf58b053c?s=47 Magnore
October 20, 2021

 Test

Dd7ca8b38754ee75aeabeccbf58b053c?s=128

Magnore

October 20, 2021
Tweet

Transcript

  1. Cómo empezar a a trabajar en desde casa Organizar el

    espacio, las herramientas y la mentalidad
  2. Introducción Si estás acostumbrado a trabajar en la oficina, no

    es fácil que empieces a trabajar desde casa. En este curso, compartiremos varios consejos para reorganizar la mentalidad de su oficina y adaptar las rutinas y hábitos diarios para que trabajar desde casa sea un éxito. crea y organiza tu espacio de trabajo ser productivo cuando se trabaja en casa colaborar mejor con los colegas Aprenderás a:
  3. Cómo trabajar desde casa y seguir siendo productivo 1

  4. Una cosa que es especialmente difícil de mantener es el

    equilibrio entre la vida laboral y la personal. Es posible que te encuentres pensando en tus tareas incluso cuando la jornada laboral ha terminado. Sin esa transición de viajar a casa desde la oficina, no puedes pasar fácilmente del modo de trabajo al de relax. En esta sección encontrarás consejos útiles que te ayudarán a sintonizar la frecuencia adecuada.
  5. Cree su espacio de trabajo Convierte una habitación (o parte

    de ella) en tu oficina en casa. De esta forma, estableces una línea divisoria entre el trabajo y la vida personal. Suena raro, pero vestirse también puede ayudar a mantener la sensación de trabajo frente a la de relajación. Si vives con tu familia, establece normas básicas con ellos. Explícales que cuando estés en tu espacio de trabajo no te molestarán.
  6. Mantener un horario regular Imagine que está en una oficina,

    no en su casa. Siga su rutina matutina habitual, incluida la hora de levantarse. Resiste la tentación de levantarte unos minutos antes de la reunión de la mañana. De lo contrario, tu productividad será baja y tendrás que dedicar algo de tiempo a ponerte al día con los demás.
  7. Planifique su día Recuerde que naturalmente preferimos las tareas pequeñas

    y realizables, porque exigen menos esfuerzo cognitivo. Por lo tanto, te será más fácil concentrarte en una tarea mayor si la divides en pequeños trozos.
  8. Acertando con las prioridades Cada vez que añadas una tarea

    a tu agenda, pregúntate: "¿Cuáles son las consecuencias de no hacer esto a tiempo?". En función de las supuestas consecuencias, puedes definir la prioridad de cada tarea.
  9. Establezca los plazos Sin un plazo claro, se corre el

    riesgo de dedicar mucho más tiempo del que requiere una tarea. Cuando estás presionado por el tiempo, optimizas el tiempo y los recursos para ofrecer resultados visibles más rápidamente.
  10. Termina tu día con una rutina Crea un hábito que

    te indique que tu jornada laboral ha terminado. Una vez completadas todas las tareas de la lista, termina de trabajar y tómate un tiempo para ti. paseo con el perro yoga plan del día siguiente
  11. Cómo mantener relaciones eficaces con los colegas 2

  12. En la oficina, cuando ves a un compañero frunciendo el

    ceño en la pantalla, probablemente sabes que no debes interrumpirle. Del mismo modo, cuando captamos su sonrisa, sabemos que es un buen momento para acercarnos a ellos. En la comunicación cara a cara, utilizamos muchas señales no verbales, como el tono de voz tono de voz y los gestos físicos. Al hablar en línea, no tenemos la ventaja de leer las señales no verbales. Sin embargo, hay algunas técnicas que ayudan a mantener una buena relación con los compañeros cuando se trabaja a distancia.
  13. Establezca el marco temporal de su conversación Si tienes una

    llamada o un videochat, deja claro desde el principio cuánto va a durar la conversación. La mayoría de las personas se sienten incómodas cuando alguien interrumpe su proceso de trabajo durante un periodo de tiempo indefinido. Si estableces el plazo desde el principio, todos se sentirán más cómodos.
  14. Evite utilizar la jerga. Por ejemplo, si eres un diseñador

    que escribe a un comercial, ten en cuenta que puede que no conozcan la saturación o la regla de los tercios. Sea claro y conciso Es muy probable que la conversación escrita se convierta en tu principal forma de comunicación durante el trabajo a distancia. Por eso, trata de ser muy claro y conciso en tus escritos. Asegúrate de que la persona a la que escribes entiende tu mensaje.
  15. Escuchar activamente y expresar empatía A la gente le encanta

    hablar de sí misma. A veces, no podemos esperar a que la otra persona termine de hablar para compartir nuestras opiniones y sentimientos. La capacidad de escuchar y hacer las preguntas adecuadas puede ser muy útil en tu trabajo. Ayuda a fortalecer tu relación con los compañeros y te aporta mucha información que de otro modo podrías pasar por alto.
  16. No te ofendas fácilmente Nunca atribuyas a la malicia lo

    que puede explicarse adecuadamente por la negligencia. - un famoso dicho también conocido como la Navaja de Hanlon En la mayoría de los casos, si te sientes ofendido por un colega, lo más probable es que no haya querido herir tus sentimientos. A veces nos falta el contexto de la situación, sobre todo cuando hablamos en línea en un chat. Intenta aclarar la situación y ten paciencia con tus compañeros de trabajo. "
  17. Sigue las reglas y tradiciones de tu equipo Utilizar los

    chats en lugar de llamar con preguntas no urgentes Si estás acostumbrado a celebrar reuniones a las 9:00 horas en la oficina siga realizándolas en línea para sincronizarlas con el equipo Cree una charla separada fuera del tema o invierta algo de tiempo en charlas no relacionadas con el trabajo con tus compañeros de equipo
  18. Trabajar desde casa puede ser un reto. Sin embargo, si

    te esfuerzas en adaptar tus hábitos, los resultados no tardarán no tardarán en llegar. Intenta centrarte en el lado positivo de la situación. Quizá ahora tengas más tiempo para tus aficiones e intereses. Aprovecha las ventajas, porque estar de buen humor es uno de los trucos de productividad más fáciles. Muy bien. Has terminado ¡el curso! Este curso fue creado en iSpring Suite, una herramienta de autoría rápida para crear contenidos de eLearning atractivos en un tiempo récord. ¿Quiere crear su propio curso?